Crisis, Oportunidad de Crecimiento

noitepk3.jpg image by piratedarkgirl 
 
*Elba Quintanilla
 
Crisis es una palabra cotidiana y nada novedosa, pero ¿cómo se viven las crisis personales? esos momentos de total oscuridad, donde parece que nos hallamos en un territorio desconocido, inhóspito, inseguro, inestable, periodos eternos que suelen estar acompañados por un profundo dolor, sufrimiento, soledad, ansiedad y vacío.
 
Ocurren momentos de profundas transiciones como: una pérdida, un divorcio, un aborto, diagnósticos médicos personales o de seres queridos, accidentes, inestabilidad económica, adicciones, pérdida de valores, vacío existencial o experiencias místicas.
 
Es donde el lado iluminador aparece: el ser, que despojado de sus creencias, incluso de sus propias máscaras, se enfrenta a su propio crecimiento, a la búsqueda creativa de nuevos recursos (habilidades, actitudes, virtudes, sabiduría) como única salida al laberinto del sufrimiento.
 
Afrontar las crisis bajo una vision superior es calificarla como un valios periodo de crecimiento, en vez de una injusticia o un castigo divino, después de todo, lo único que se integra a nosotros, es la sabiduría ganada a través de las experiencias.
 
Recomendaciones para periodos de crisis
 
  • Vive consientemente en el aquí y el ahora, son momentos para estar plenamente contigo, respira profundamente, siente tu cuerpo, reconoce tus emociones y has contacto con lo que te rodea.
  • Ámate, respétate, se tu mejor aliado, sé paciente y cooperativo, atiende tus necesidades de sueño, alimentación sana y ejercicio físico; nutre tu alma con momentos de serenidad, puedes meditar, estar en contacto con la naturaleza, interactuar con mascotas, practicar jardinería, leer o escuchar música que te fortalezcan y te hagan sentir bien.
  • Busca ayuda; reconocer que se requiere y solicitarla es un acto de valentía y auto respeto. Reúnete con tus seres queridos, expresa tus emociones y necesidades, investiga corrientes de psicoterapia, grupos de apoyo, sanación energética, talleres de desarrollo humano o crecimiento espiritual, con los que te sientas identificado.
  • Sé valiente, el valor no es la ausencia del temor, es atreverse a actuar a pesar del temor. Enfrenta y sigue adelante.
  • Aclara tu visión, separa lo que es real de lo irreal, has un inventario de tus recursos, en el que se encuentran todas tus virtudes y habilidades; amplia tu visión, recordando que este periodo es temporal y no llegó para quedarse.
  • Reconoce tus avances; cada mejora por mínima que sea en tu bienestar, en las acciones emprendidas, en tus actitudes, en la evolución de tu consciencia merece un reconocimiento, celebra cada batalla ganada.

"¡¡¡Ánimo!!! No preguntes ¿por qué? sino ¿para qué?"

Esta entrada fue publicada en Palabras de Oro. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Crisis, Oportunidad de Crecimiento

  1. ricardo dijo:

    Me encuentro en uno de eso momentos y lo que escribes propio o no me da un punto de partida para superarla.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s